Dieta anti cansancio crónico

¿Te ocurre que cuando comienza el verano te sientes como más fatigada, cansada y sin energía para hacer nada? No te preocupes porque nos ocurre a muchas. Hoy te vamos a hablar de una dieta anti fatiga o anti cansancio o al menos aquellos alimentos que si los añades a tu dieta diaria te aportarán más energía y te sentirás energética durante las mañanas y todo el día, alejando esa pesada sensación de cansancio.

Ojo con el estrés y la fatiga crónica porque si no se tratan a tiempo provocan un envejecimiento prematuro de la piel y un exceso de peso. Si sientes que estás en un importante estado de agotamiento físico y mental y empiezas la mañana cansada y con bajones de ánimo, prueba con esta dieta anti cansancio que te proponemos.

Sustituye el plátano por zumos

Mejor centrarse en zumos de frutas naturales como la zanahoria, manzana verde, apio y limón. Y dejar de lado aquellas que tienen más azúcar como el plátano. Es cierto que el plátano da mucha energía por las mañanas y se agradece su alto contenido en triptófanos pero es una fruta con mucho azúcar y a la larga esto puede provocar cansancio. Un zumo de frutas naturales para desayunar es la mejor manera de empezar la mañana con esta dieta anti cansancio

Cambia tus condimentos

Para condimentar tus comidas del mediodía intenta sustituir el aceite de oliva y la sal por la salsa de soja y el miso. La salsa de soja es ideal para aliñar ensaladas y pescados, apenas tiene calorías, pero no hay que abusar de ella por su alto contenido en sodio. El miso es perfecto para acompañar sopas y guisos.

Snacks energéticos

Como snacks entre horas que te van a aportar energía, te recomendamos las semillas de calabaza, los frutos secos en pequeñas cantidades, las galletas de arroz, las pasas, los cereales inflados, las compotas de frutas y las palomitas de maíz sin mantequilla.

Sal marina y algas

Dos elementos esenciales para la dieta anti cansancio que puedes incorporar a la hora de cocinar son las algas y la sal marina en cantidades pequeñas. Usa tu imaginación y la infinidad de recetas que encontrarás con ellas en la red para preparar tus platos.

Añade proteínas vegetales a tu dieta

Las proteínas vegetales ayudan y mucho a controlar los estados de cansancio y agotamiento, especialmente en casos crónicos. Los alimentos que las contienen son antioxidantes, no tienen colesterol y su contenido en grasas saturadas es bajo.Te recomendamos que añadas a tus comidas tofu y legumbres.

Cereales integrales

Los carbohidratos que se transforman en energía son esenciales en la dietas anti cansancio como es el caso de los cereales integrales en grano como el arroz integral, la quinoa, la cebada y la pasta integral.

Alimentos pro cansancio

Evita aquellos alimentos que lo único que van a hacer es cansarte aún más como los ahumados, el pan, la bollería, galletas, pizzas, el exceso de sal, fritos, grasas saturadas de origen animal, alcohol y bebidas gaseosas artificiales por muy light que sean.

El asunto del café

El tema del café es un asunto controvertido porque tenemos grabado a fuego que éste nos da energía para combatir el cansancio pero no siempre es así. El café no da especial energía al cuerpo aunque es un excitante eficaz para tu cabeza. Es más,  el ácido del café afecta a las vellosidades del intestino, dificultando la absorción del calcio y otros minales.Lo ideal es sustituirlo por té o prueba con el café de cereales que se encuentra en las tiendas bio.

¿Cuando cenar?

Nunca cenes y te cuestes al rato, esto no es nada recomendable ya que todo se convertirá en grasa en tu organismo. Lo ideal es cenar tres horas antes de acostarte para que tu cuerpo tenga tiempo de digerir los alimentos. Y no te olvides de al menos hacer 30 minutos de ejercicio diario ya sea subir y bajar escaleras, pasear, correr…lo que se te ocurra.

Evita los platos pre cocinados

Invierte mas tiempo en cocinar al menos tres veces al día y evita las calorías vacías que lo único que hacen es cansarte más de los platos y comidas precocinadas.

Fuente: Vogue Esp

 

Post a new comment